Gorriones en peligro

jueves, 20 de marzo de 2014

 

Hoy jueves 20 de marzo se celebra, con poco que celebrar qué duda cabe, el Día Mundial del Gorrión, un ave cercana, urbanita y amigable, que hace menos gris, el gris del asfalto.

El gorrión común (Passer domésticus) está en horas bajas, como todos los informes y datos elaborados en la última decada se empeñan en recordarnos. Su éxito de adaptación e implantación pasado, con presencia en los cinco continentes puede que sea solo un recuerdo en pocos años. Londres es un ejemplo de la soledad por venir, que ya anda muy "calva" de estos regordetes pajarillos.

La rara harmonía y simbiosis entre el hombre y el gorrión, por el barato precio de nuestras sobras y desperdicios ellos ponen vida y alegría en nuestras aceras, balcones y parques, está agotándose.




En lo personal siento una debilidad especial por estas aves, por lo que hoy (y probablemente más días) en mi balcón encontrarán algo de pan y agua fresca como agradecimiento a todas las sonrisas que me provocan a lo largo del año.

6 Comments:

Metalia said...

¡Vivan los gorriones! Yo también les tengo mucho cariño y no sabía que estaba disminuyendo su población :(

Juan Pablo Darkrosalina said...

Una lástima. Ya había oído algo sobre el declive de los gorriones, y aunque nosotros lloremos su escasez sé que habrá gente que aplauda este hecho. "Unas maquinitas de hacer caca menos", pensarán. Que gente más repelente!

Por suerte aún estamos a tiempo de hacer algo. De momento voy a seguir tu ejemplo y les dejaré algo de comida en el alfeizar de mi ventana ^_^

Sonja said...

Oh vaya, no tenía ni idea, a mi también me gustan mucho esos pequeños pajarillos, qué triste sería una ciudad sin pájaros.

Misaoshi said...

Como Sonja, no tenía ni pajolera idea.

Los pájaros no son santo de mi devoción pero joder, no puedes alegrarte porque una especie (y más) se consuma.

Los que deberíamos desaparecer poco a poco somos los humanos. Qué felices serían todos los animales sin nosotros compartiendo tierras. El ser humano no sabe compartir.

Patata Piloto said...

¿Sabes el amor que les tengo a estos paseriformes tan adorables? Me encantan y podría pasar horas contemplándolos y escuchando sus "chiu, chiu".

Maeglin said...

¡Qué gustazo ver que no andan tan escasos de amigos los gorriones!