Maeglin El Elfo Oscuro

sábado, 24 de enero de 2009

(...) En ese bosque, en edades atrás, Melian iba de un lado a otro por el crepúsculo de la Tierra Media, cuando los árboles eran jóvenes y todo parecía envuelto en un sereno encantamiento. Pero ahora los árboles de Nan Elmoth eran los más altos y los más oscuros de toda Beleriand, y allí nunca llegaba el sol; y allí moraba Eöl, a quien llamaban el Elfo Oscuro. Era pariente de Thingol, pero se había sentido inquieto e incómodo en Doriath, y cuando la Cintura de Melian rodeó el Bosque de Región, donde él vivía, escapó a Nan Elmoth. Allí habitó en la sombra Profunda, enamorado de la noche y del crepúsculo bajo las estrellas. Evitaba a los Noldor, pues los tenía por culpables del regreso de Morgoth, que había Perturbado la quietud de Beleriand; pero fe agradaban los Enanos, más que a ningún otro de los Elfos de antaño. Por él se enteraron los Enanos de lo que había ocurrido en las tierras de los Eldar.

Ahora bien, el tráfico de los Enanos que bajaban de las Montañas Azules seguía dos caminos a través de Beleriand Oriental, y el camino septentrional, que conducía a los Vados del Aros, pasaba cerca de Nan Elmoth; y allí Eöl solía encontrarse con los Naugrim; y cuando la amistad creció entre ellos, iba a veces invitado como huésped a las profundas mansiones de Nogrod o Belegost. Allí aprendió mucho sobre los trabajos en metal, en los que llegó a ser hábil en extremo, e inventó un metal tan duro como el acero de los Enanos, pero tan maleable que podía hacerlo delgado y flexible; y sin embargo seguía siendo resistente a todas las espadas y dardos. Lo llamó alvorn, porque era negro y brillante como el azabache, y se vestía con él cada vez que salía. Pero Eöl, aunque encorvado por sus trabajos de herrero, de ningún modo era un Enano, sino un Elfo de elevada estatura, dé la alta estirpe de los Teleri, noble aunque ceñudo de cara; y con ojos capaces de traspasar las honduras de las sombras y los lugares oscuros. Y sucedió que vio a Aredhel Ar—Feiniel extraviada entre los árboles altos cerca de los bordes de Nan Elmoth, un resplandor blanco en la tierra en penumbra. Muy bella le pareció, y la deseó; y le echó un encantamiento para que no le fuera posible encontrar el camino de salida y se acercara cada vez más a donde él moraba, en las profundidades del bosque. Allí tenía su herrería y sus estancias oscuras y sus sirvientes, silenciosos y callados como él. Y cuando Aredhel, fatigada de errar, llegó por fin a las puertas de la casa de Eöl, él se le apareció y le dio la bienvenida y la hizo entrar en la casa. Y allí se quedó; porque Eöl la tomó como esposa; y transcurrió mucho tiempo antes de que algún pariente de Aredhel volviera a saber de ella.

No se dijo que Aredhel no estuviera del todo descontenta, ni que durante muchos años la vida en Nan Elmoth le fuera odiosa. Porque, aunque por orden de Eöl tuviera que evitar la luz del sol, erraban juntos muy lejos bajo las estrellas o a la luz de la luna menguante; también podía pasearse sola por donde quisiera, aunque Eöl le había prohibido que buscara a los hijos de Fëanor o a ningún otro de los Noldor.

Y Aredhel tuvo un hijo de Eöl en las sombras de Nan Elmoth, y le puso un nombre secreto en la lengua prohibida de los Noldor, Lómion, que significa Hijo del Crepúsculo; pero el padre no le dio ningún nombre hasta que tuvo doce años. Lo llamó entonces Maeglin, que significa Mirada Aguda, pues advirtió que los ojos de su hijo eran más penetrantes que los de él, y que era capaz de leer los secretos de los corazones mas allá de la niebla de las palabras.
(...)

SILMARILLION.

JRR TOLKIEN

8 Comments:

The Darkness Joe said...

Auténtico libro de familia de Maeglin el que posteas. Pero la chica de la ilustración es Idril no su madre Artedhel ¿Verdad?

Nancy Callahan said...

jejeje

Ya me imaginaba que tu nick tendría un origen Tolkiano, dadas las referencias ha dicho autor que has mostrado en tus comentarios ^^

Mi nick no tiene misterio alguno: simplemente lo saqué de Sin City...^^"

Una senderista. said...

¡AH! Tolkien y sus naraciones...
Bonita elección has hecho, pues es una historia preciosa

Andrómaca said...

Me gusta mucho el pasaje que has colgado. La verdad es que son tantas las historias entretejidas en El Silmarillion que me resultaría muy difícil escoger una sola de ellas.

Cada vez que leo algún me pequeño fragmento como éste, siento el deseo de volver a adentrarme en las páginas de esta hermosa obra. Espero encontrar tiempo un día de estos para hacerlo...

Gen melin :$

Maeglin said...

Lo cierto es que sólo pensaba poner el parrafo que hace mención a Maeglin pero al ver que quedaba un poco cojo me explayé con sus progenitores. Pienso que así para aquel que quiera leerselo queda mucho más boinito y esclarecedor.

Nancy Callahan said...

Compañero, tienes un meme esperando en mi blog ;)

key said...

pues te quedó genial. poco tolkien conozco, sé que en el silmarillion maeglin = mirada aguda. como éste agudo blog.

Aslan's Princess said...

No conocía esa historia. El Silmarillion es uno de mis libros pendientes de leer... en fin, a ver si termino Los Hijos de Hurin primero. Interesantes personajes. Saludos.